HIPNOTERAPIA

La Hipnosis clínica o Hipnoterapia, es una manera eficaz de combatir depresiones, comportamientos repetitivos. Es decir, que el paciente no puede controlar por voluntad propia. Ejemplo; Dejar de fumar, miedos nocturnos, ansiedades, conductas autodestructivas incoherentes con la vida, etc.

 

El estado hipnótico es un estado de focalización sensorial en el que la persona está concentrada en sus vivencias internas, conservando al mismo tiempo, el control y la consciencia sobre sí misma.

Cuando una persona se encuentra en “trance hipnótico” se siente tranquila y profundamente relajada. Gracias a ese estado de relajación consigue focalizar su atención en un pensamiento, recuerdo, sentimiento o sensación, logrando, si así lo desea, modificar sus percepciones, comportamientos, sensaciones y emociones a través de la sugestión hipnótica.

La hipnosis es una técnica que podemos usar para ayudarnos a vivir mejor, y su uso no es nocivo, no tiene efectos secundarios. Lleva usándose desde los albores mismos de la psicología, y autores tan famosos Sigmund Freud, Carl G. Jung, Milton Erickson y hasta nuestro Premio Nobel Ramón y Cajal, la han usado y han hablado y escrito sobre ella.

Cuando estás hipnotizado tu cuerpo entra en un estado de relajación profunda, es un estado de hiper-consciencia y pone en alerta todos los sentidos, lo que incrementa nuestra capacidad para responder a las sugestiones, permitiéndonos descubrir bajo la guía adecuada en nuestro inconsciente que es lo que nos perturba, de dónde viene. Es decir, notarás que tu mente está activa, pero irá adaptándose a las sugestiones al tiempo que tu cuerpo estará tranquilo. En la hipnosis, en contra de lo que se cree popularmente, el paciente no pierde en ningún momento el control ni queda a merced del hipnotizador, es más, si quiere puede “salir” del proceso hipnótico. También puedo aseguraros que durante hipnoterapia, el paciente no realizará nada que no quiera hacer. La hipnosis nos abre a la posibilidad de sugestión, pero no sumisión ni pérdida de conciencia.

El paciente que está en hipnosis es más receptivo y flexible a modificar su conducta, sus pensamientos y sus creencias, siendo por lo tanto más fácil iniciar el cambio. Se reduce también el tiempo empleado en conseguir los objetivos. Pero se debe recordar que no se van a “implantar” pensamientos o creencias, esto es imposible, la hipnosis actúa de facilitador para obtener los resultados que el cliente quiere.

Por eso es importante, que tengas claro que quieres ser Hipnotizado y el porque quieres serlo, para poder obtener unos buenos resultados. La hipnoterapia o sugestión hipnótica, es una técnica de gran valor utilizada para tratar problemas psicológicos, emocionales y psicosomáticos y cuya eficacia ha sido comprobada por cientos de estudios científicos en todo el mundo.

Beneficios a través de la hipnosis clínica o hipnoterapia:

• Activamos nuestros propios recursos y mecanismos de “autocuración” y autorregulación.

• Es una poderosa herramienta que nos permite encontrar soluciones creativas a problemas que creíamos irresolubles.

• Nos ayuda a conocernos mejor.

• A través de la hipnosis logramos acceder a la información inconsciente que todos poseemos y que nos aporta una valiosa información sobre las causas de un problema, obteniendo de esta manera una mayor comprensión y control sobre el mismo.

• Nos ayuda a cambiar las memorias negativas almacenadas en nuestro cerebro sobre determinados acontecimientos traumáticos que han acontecido en nuestra vida. Al cambiar estas memorias logramos neutralizar la emoción asociada a estos momentos traumáticos, lo que nos permite superar el pasado y vivir en el presente sin ese condicionamiento negativo.

• Nos permite cambiar las sugestiones negativas y las creencias incapacitantes por sugestiones positivas y creencias potenciadoras.

• Logramos aumentar la confianza en nosotros mismos y mejoramos la motivación que nos permite enfrentarnos mejor a los problemas y alcanzar más fácilmente nuestros objetivos.

• Conseguimos resolver nuestros conflictos internos y mejorar la relación con nosotros mismos.

• Asimismo, la hipnosis nos ayuda a tomar decisiones desde la confianza y la seguridad.

La hipnoterapia resulta efectiva en los siguientes casos:

Thumbnail Image 1

Adelgazar-Bulimia-Anorexia

Thumbnail Image 1

Dejar de fumar-Ansiedad-Inseguridad

Thumbnail Image 1

Alcoholismo-Depresión-Adicciones

Thumbnail Image 1

Manejo de la ira-Rabia-Culpa

Thumbnail Image 1

Miedos-Traumas-estrés postraumático

Thumbnail Image 1

Duelo-Separación-Abandono

Thumbnail Image 1

Preparación de exámenes-Desarrollo personal

Thumbnail Image 1

Fobias-Agorafobia-Claustofobia

Thumbnail Image 1

Insomnio-Tics-obsesión

Thumbnail Image 1

Trastorno obsesivo-compulsivo

Thumbnail Image 1

Timidez-Disfemia(tartamudez)

Thumbnail Image 1

Dolor crónico-Migrañas-Fibromialgia

La hipnoterapia es una técnica segura, solo está contraindicada en el caso de trastornos graves mentales y de la personalidad, así como en epilepsia y esquizofrenia.

En 1953 la Asociación Inglesa de Medicina, y en 1956, la Asociación Americana de Medicina recomendaron el uso de la hipnosis clínica en el tratamiento de problemas físicos y psicológicos.

En la actualidad la hipnoterapia es ampliamente utilizada en todo el mundo terapéutico y en nuestro país es cada vez mayor el número de pacientes que se benefician de su uso.

Desterrando mitos sobre la hipnosis

Circulan muchos mitos sobre la hipnosis, pero ¿qué hay de cierto en todo ello? ¿Qué podemos esperar realmente de la hipnoterapia?

• Es una técnica muy efectiva, ya que nos ayuda a acceder a nuestro inconsciente, nos permite trabajar los problemas a nivel profundo y realizar cambios más rápidamente.

• Es una herramienta muy potente y acorta considerablemente el tiempo de la terapia, pero no es mágica. Lamentablemente es imposible resolver en una sola sesión un problema que lleva años instalado.

• La hipnoterapia no es peligrosa, aunque el hipnólogo debe valorar en cada caso si es adecuada para esa persona.

• Es una herramienta terapéutica.

• Es un estado de conciencia especial donde la atención está focalizada en las vivencias internas, no es una forma de sueño. La persona hipnotizada sabe lo que está ocurriendo, no pierde el control ni está dormido. Al contrario de lo que se ve en las películas o en la televisión, mediante el uso de la hipnosis no se pierde el control sobre uno mismo. Aunque la hipnosis te hace estar más abierto a las sugerencias, no te puede obligar a comportarte de una manera que no quieras.

¿Soy hipnotizable?

Muchas personas creen que no son hipnotizables porque no son influenciables y no se dejan convencer fácilmente por los demás. La sugestionabilidad, en realidad, nada tiene que ver con lo anterior.

La hipnotizabilidad está relacionada con la capacidad de concentración, de hecho, hay estudios en los que se ha encontrado que esta capacidad correlaciona positivamente con la inteligencia.

La mayoría de las personas son hipnotizables, aunque unas tienen más capacidad que otras para conseguir una mayor profundidad en el trance hipnótico.

Aunque la capacidad de entrar en “trance hipnótico” es algo que se aprende y entrena, y va mejorando con la práctica, a nivel terapéutico se puede trabajar con resultados satisfactorios desde un trance hipnótico ligero.

Fuente: El Prado Psicólogos

LO ESENCIAL ES AVENTÚRARTE EN TI. CONFÍAR EN LA SABIDURÍA INTERNA

Has llegado aquí seguramente deseado el equilibrio y la armonía en ti y en lo que te rodea, descubrirás que si esta fuera, está dentro y si está dentro, esta fuera. A si que pronto y por suerte descubrirás, que tú eres responsable del equilibrio y la armonía en tu vida y sus alrededores.

¿Si de verdad quieres sanar? decidirás tomar las riendas de tu vida, y cambiar el rumbo, para no seguir por el mismo que te enfermo. Descubrirás también, que solo tú te puedes curar. Las personas nos curamos a nosotros mismos, nadie puede sanarte, eres tú el que se sana siempre, otra persona te puede ayudar a ver el camino de la sanación, pero te tienes que implicar, si esperas que otro u otros hagan la trasmutación por ti, estarás obviando tu responsabilidad en el conflicto y el proceso de resolución del mismo, sobre que te hace infeliz o que hace que tu salud plena que te mereces, se esté perdiendo.

Descubrirás que es importante saber que energías están a tu alrededor, la importancia de lo que metes en tu cuerpo por tu boca, nariz o pones en tu piel, también le darás tanta importancia al movimiento, como al reposo y a tus pensamientos, porqué de todo eso se nutre tu ser, para renovarse y mantener la vida desde el nivel energético y celular a diario.

Hipócrates el padre de la Medicina, hace unos 2400 años ya nos dejó esta información:

La fuerza natural dentro de cada uno de nosotros es el mayor sanador de todos. Todo en exceso se opone a la naturaleza. Debemos volvernos a la naturaleza misma, a las observaciones del cuerpo en cuanto a salud y enfermedad, para aprender la verdad. Toda enfermedad comienza en el intestino. Que tu alimento sea tu medicina, y que tu medicina sea tu alimento. No intentes jamás curar el cuerpo, sin antes haber curado el alma. Si alguien desea una buena salud, primero a de preguntarse si está listo para eliminar las razones de su enfermedad. Solo entonces es posible ayudarlo.

Thumbnail Image 1

Mi Blog

¿Lo sabias?

ir

Thumbnail Image 1

PAR BIOMAGNETICO

“Chequeo Físico”

ir

Thumbnail Image 1

HIPNOTERAPIA

“Ayudar a la Mente”

ir

Thumbnail Image 1

L. ENERGÉTICA

“Empoderarme”

ir

Thumbnail Image 1

ALIMENTARSE

¿Qué me Nutre?

ir

Thumbnail Image 1

MOVIMIENTO

“Fluir y Crecer”

ir

Thumbnail Image 1

SOBRE MI

“Un Mundo de Posibilidades.”

ir

Thumbnail Image 1

TU TIENDA

¿Lo Necesitas?

ir

Thumbnail Image 1

Mi Blog

¿Lo sabias?

ir